abril 1, 2017

10 cosas que una suegra piensa secretamente sobre su nuera


Para construir y mantener una buena relación con tu suegra, hay algunas cosas que debes tomar en cuenta, cosas que debes decir, pero sobre todo cosas que no debes decir.

Aquí te dejamos una lista de cosas que ella piensa pero jamás te dirá… o eso esperamos.

1. Duele ser reducido.

Fotografía: http://www.fabulousafter40.com

Todo este tiempo ella ha sido la protagonista en la vida de su hijo y ahora has llegado tú para tomar ese papel, volviéndola a ella un personaje que si bien sigue ahí, ahora no es el principal. Intenta comprender eso y recuerda que es doloroso el cambio y tal vez no haya mucho que puedas hacer porque es algo que tiene que suceder.

2. Yo sé que ahora es tu esposo, pero siempre será mi hijo.

 

Tu papel de esposa podría cambiar, pero su papel de madre no cambiará jamás, él siempre será su hijo y no importa la edad, siempre tratará de protegerlo. Ahora tú deberás conservar tu papel amándolo en la medida de lo posible y recibiendo el amor que él te ofrece.

3. No eres muy segura de tí misma.

Fotografía: http://www.huffingtonpost.com

La relación con las suegras suele ser un tema delicado ya que todo lo que ellas dicen, suele ser tomado como crítica, cuando a veces no es esa la intención, ella debe ser cuidadosa con sus palabras y tú con cómo las tomas, tus reacciones reflejan siempre la seguridad que tienes en tí misma.

4. Un poco de gratitud no te hará daño.

Todas las suegras tienen este pensamiento, con sus hijos, con sus nueras y en ocasiones con su esposo. Intentan ayudar y pocas veces reciben palabras de aliento y agradecimiento por su esfuerzo.

5. Quiero que ambos sean felices.

Cuando una madre piensa en la felicidad de su hijo, en realidad lo desea más que nada, y si tú eres feliz junto con él, ella será feliz.

6. Sí se un poco más que tú en la vida.

Fotografía: https://live.guru

Efectivamente, ella conoce mejor a su hijo que nadie, y démosle un poco de crédito, ella ya pasó por circunstancias del hogar que a tí apenas te tocarán vivir, si bien cada generación vive cosas diferentes, tu suegra y tu madre son tus mejores armas en cuanto a experiencia.

7. Cuando te visito es para ver a la familia.

Imagen: Diseñado por Freepik

Las suegras están hartas de que sus visitas se tomen como “visitas de inspección”, en realidad sólo quieren visitar a la familia.

8. Tengo suerte de tenerte como nuera.

suegra

Fotografía: Diseñado por Freepik

Cuando te visita y ve lo felices que son como familia, ella se siente agradecida contigo y con la vida por estar ahí. Si bien el cambio es duro, ella sabe que no estará aquí por siempre y que si su familia está en buenas manos, ella estará tranquila. Es posible que jamás te lo diga, pero eso cruza su cabeza todo el tiempo.

9. En verdad quiero nietos y quiero preguntarte cuándo tendrás hijos.

Fotografía: Diseñado por Freepik

Desesperadamente, ellas ya vivieron la maternidad y es una etapa que disfrutaron mucho. Pedirles a los hijos que tengan sus propios hijos es un tema delicado hoy en día, pero ellas en realidad lo desean.

10. Tengo una vida propia bastante interesante.

Fotografía: Diseñado por Freepik

Si te marca tu suegra un sábado en la mañana sólo para saludar, no es para molestarte, en realidad ellas también tienen una vida ocupada y llena de preocupaciones, si se toman el tiempo de hacerlo, agradécelo y devuelve el gesto de vez en cuando.

Esperamos que con estas cosas comprendamos un poco más a las suegras y les quitemos el peso negativo que suele tener esa palabra, en realidad ellas lo hacen lo mejor que pueden exactamente igual que nosotros.

Cuéntanos tus comentarios

0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *